Asma y obesidad, una relación de mucho peso

0
195
  • Estudios revelan que el exceso de grasa corporal no solo se asocia con el desarrollo de asma, sino también con el empeoramiento de los síntomas y deficiente control de esta enfermedad respiratoria, sobre todo en niños y adolescentes.
  • En el marco del Día Mundial contra la Obesidad expertos indicaron que, además de la terapia inhalada con broncodilatadores de acción prolongada como el tiotropio, el tratamiento de los pacientes con asma y obesidad debe incluir medidas higiénico-dietéticas.
La obesidad, definida como la acumulación anormal o excesiva de grasa en el cuerpo , es una de las causas más importantes de varios trastornos crónicos, incluyendo enfermedad cardíaca, diabetes mellitus tipo 2 (DM2) y algunos tipos de cáncer. Sin embargo, en los últimos años, numerosos estudios sugieren una conexión entre ella y el asma, dos problemas de salud pública frecuentes en México que, en conjunto, pueden tener un impacto negativo en quienes los sufren , .

Según el Dr. Sergio Garza Salinas, Médico Cirujano y Neumólogo del Hospital San José en la ciudad de Monterrey, Nuevo León, 5 de cada 10 infantes con obesidad tienen alta probabilidad de desarrollar asma , mientras que quienes ya la presentan, responden peor al tratamiento y pueden presentar mayor riego de exacerbaciones o crisis asmáticas, eventos donde síntomas como tos, opresión en el pecho y falta de aire se agudizan impidiendo a la persona realizar sus actividades cotidianas , , . “Por si fuera poco, si a ambos se suman infecciones virales como la COVID-19 o la influenza, que están en pleno apogeo, la probabilidad de presentar discapacidad y muerte temprana se incrementará en un gran número de pacientes, sobre todo en aquellos que no llevan un adecuado control , , ”.
En el marco del Día Mundial contra la Obesidad (12 de noviembre), el experto recordó la necesidad de que, además de llevar un tratamiento médico adecuado, cuya “piedra angular” es la terapia broncodilatadora con medicamentos inhalados de corta (salbutamol + bromuro de ipratropio) o de larga duración como el tiotropio, los niños, adultos mayores y personas que viven con uno o más trastornos de salud deben considerar lo siguiente:
  1. Evitar desencadenantes del asma; entre ellos, alérgenos como polen, ácaros del polvo, moho, pelo de mascotas, humo de tabaco, contaminación ambiental y cambios bruscos de temperatura.
  2. Continuar con las medidas de precaución frente al coronavirus que incluyen uso de cubrebocas, lavado frecuente de manos, distanciamiento social, apego al tratamiento indicado por el médico, así como no automedicarse ni subestimar ningún síntoma asociado a infecciones respiratorias como fiebre, dolor de cabeza, cansancio y falta de aire. Si presenta esto, deberá ir a un hospital de inmediato.
  3. Vacunarse cada año contra la influenza reduce el riesgo de enfermarse por esta condición.
  4. Acudir con un nutriólogo si tiene sobrepeso u obesidad para que les recomiende un plan de reducción de peso. Estudios indican que, combinado con la broncodilatación, mejora sustancialmente la calidad de vida.

 

El también Neumólogo explicó que el asma en los niños con sobrepeso u obesidad suele cursar con más dificultad respiratoria, crisis agudas y necesidad de intervenciones mayores para tratar los síntomas, de ahí que 50% de los menores en edad escolar no estén bien controlados con la medicación habitual . “En muchos casos, ésta alivia la inflamación de las vías respiratorias y el broncoespasmo (contracción del músculo bronquial), pero no reduce la frecuencia e impacto de las exacerbaciones”. En ese sentido, aseguró que un buen tratamiento farmacológico es aquel que controla las manifestaciones clínicas de la enfermedad, reduce el uso de medicamentos de rescate frente a las crisis y prevé recaídas futuras.

Por ello, destacó que recientemente Boehringer Ingelheim puso a disposición de la comunidad médica el tiotropio para el manejo de niños mexicanos con asma, a partir de los 6 años de edad, que continúan sintomáticos . “Este medicamento, administrado mediante el dispositivo inhalador Respimat®, es el broncodilatador anticolinérgico de acción prolongada de mayor experiencia clínica a nivel mundial y, debido a su alto perfil de seguridad y eficacia en población infantil, el año pasado fue incluido en las Guías Internacionales de Tratamiento de la Global Initiative for Asthma (GINA 2019) ”.
Agregó que el Respimat® no solo es fácil de usar por los pequeños, sino que además crea una nube de suave dispersión de partículas microscópicas para que el medicamento llegue directamente a donde se necesita, facilitando la respiración de forma inmediata .
Finalmente, el Dr. Sergio Garza Salinas comentó que, si bien el sobrepeso y la obesidad son prevenibles, están estrechamente ligados a la falta de actividad física y comida alta en grasas, lo que ocasionado que más 650 millones de adultos y más de 340 millones de niños y adolescentes a nivel global vivan con este problema . En tanto, México es el segundo país con mayor número de casos en el mundo después de Estados Unidos . “El conocimiento sobre la relación entre la obesidad y el asma sigue siendo limitado, y la mayoría de las personas son diagnosticadas o tratadas por primera vez luego de un evento agudo. De hí que, empoderar a los pacientes, mejorando su autocuidado, puede optimizar los resultados terapéuticos”.
Indicó que el asma, que afecta a más de 300 millones de personas en el mundo , es una de las 15 principales causas de mortalidad en México con 4 mil fallecimientos por año . “Si bien no es curable, sí es posible logar mantenerla estable con broncodilatadores adecuados y medidas higiénico-dietéticas que prevengan las complicaciones y permita a los pacientes vivir plenamente”.

 


[i] Organización Mundial de la Salud (OMS), Obesidad. Disponible en: https://www.who.int/topics/obesity/es/. Consultado en: septiembre 2020.

[ii] Schaub B, Von Mutius E., Obesity and asthma, what are the links? Curr Opin Allergy Clin Immunol, 5 (2005), pp. 185-93. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/15764911Consultado en: septiembre 2019.

[iii] Alberto Vidal y cols. Impacto del sobrepeso y la obesidad en el asma infantil, Rev Chil Respir 2012; 28: 174 -181. Disponible en: https://scielo.conicyt.cl/pdf/rcher/v28n3/art02.pdf. Consultado en: septiembre 2019.

[iv] Blanca Estela del Río Navarro, Arturo Berber Eslava, Juan José Luis Sienra Monge, Bol. Med. Hosp. Infant. Mex. vol.68 no.3 México may./jun. 2011, Relación de la obesidad con el asma y la función pulmonar. Disponible en: http://www.scielo.org.mx/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1665-11462011000300002

[v] Global Initiative for Asthma (GINA), Guía de Bolsillo para Profesionales de la Salud, 2018. Disponible en: https://ginasthma.org/wp-content/uploads/2018/03/wms-GINA-main-pocket-guide_2018-v1.0.pdf

[vi] Margarita Fernández–Vega,Mario H. Vargas,* Justino Regalado–Pineda,* Rocío Chapela–Mendoza,Jorge Salas–Hernández. Características de pacientes asmáticos mexicanos atendidos en consulta externa. Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias. Revista de investigación clínica versión impresa ISSN 0034-8376 Rev. invest. clín. vol.57 no.4 México jul./ago. 2005. Disponible en: http://www.scielo.org.mx/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0034-83762005000400004

[vii] Batista, MR y Feal, CP. Ausentismo Escolar y Asma: un problema trascendental, RESUMED 2002; 11(3):62-6. Disponible en: http://www.revmultimed.sld.cu/index.php/mtm/article/view/26/1081

[ix] Organización Mundial de la Salud (OMS), Obesidad y sobrepeso, actualizado el 01 de abril de 2020. Disponible en: http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs311/es/index.html. Consultado en: septiembre 2020.

[x] Waggoner D, Stokes J, Casale TB. Asthma and obesity. Ann Allergy Asthma Immunol 2008;101:641 -643. Disponible en: https://www.annallergy.org/article/S1081-1206(10)60229-3/pdf. Consultado en: septiembre 2019.

[xi] Peter SP, Jones CA, Haselkorn T, et al. Real-world evaluation of Asthma control and treatment (REACT): findings from a national Web based survey. J Allergy Clin Inmmunol. 2007; 119 (6): 1454-61. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/17481716. Consultado en: septiembre 2019.

[xii] Rodrigo GJ, Neffen H. Efficacy and safety of tiotropium in school-age children with moderate-to-severe symptomatic asthma: A systematic review. Pediatr Allergy Immunol. 2017;28:573–578. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/28692145. Consultado en: septiembre 2019.

[xiii] GINA, ídem.

[xiv] Spiriva Respimat, información para prescribir. Disponible en: https://www.boehringer-ingelheim.mx/sites/mx/files/ipp/mx/ipp_a_spiriva_respimat_mx.pdf

[xv] OMS, Obesidad y sobrepeso, Datos y Cifras, actualizado el 01 de abril de 2020. Disponible en: https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/obesity-and-overweight

[xvi] Shamah-Levy Teresa (et. al.) (2019). La Encuesta Nacional de Salud y Nutrición de México como base para la planificación de políticas públicas: sobrepeso y obesidad. Consultado en: Octubre, 2020. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC6723052/

[xvii] GINA, ídem.

[xviii] Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), Principales causas de mortalidad por residencia habitual, grupos de edad y sexo del fallecido 2017. Disponible en: https://www.inegi.org.mx/sistemas/olap/registros/vitales/mortalidad/tabulados/pc.asp?t=14&c=11817